Je m'en fout


Tengo que aprender a fingir más, y a no mostrar lo que siento.

“Carismático”
Babasónicos


En la vida real, Blancanieves habría sido violada reiteradamente por el cazador, asesinada y descuartizada en medio del bosque. Los tres cerditos vivirían hasta el día de San Martín. Cenicienta habría sido desheredada, deshauciada y alojada en un centro psiquiátrico. Hansel y Gretel serían objeto de pedofilia y tráfico de órganos. La madre de Caperucita Roja habría perdido la patria potestad sobre su hija al dejar que fuera sola por bosques inhóspitos, la abuelita viviría hacinada en una casa semiderruída rodeada de basura y el Lobo Feroz sería un cubano que la chulea...

Por eso me gustan los cuentos infantiles. Porque en ellos ganan siempre los buenos. EN LA VIDA REAL NO.

Las brujas de hoy en día visten minifalda y tienen boca anatómica. Los lobos actuales llevan fijador y guardan los colmillos para las grandes ocasiones. Vigilad vuestras espaldas.

Se esperaba tanto de mí
Sin embargo me olvidé de vivir,
Intentando que algún otro decida por mí la vida
Que yo quiero vivir
Y he tirado tanto de ti
Que no siento ni un pedazo de mí,
Y he dejado que la vida me lleve donde ella quiere
Pero siento decirte que estoy harto.

“Estoy harto”
Guillermo


[Canción recomendada: Guillermo “Estoy harto”]

16 Aeroguatutadas:

Burnout. 14 marzo, 2007 08:08  

Es un mundo lleno de Hydes ¿Verdad? Es una lástima que dejemos de ser personas para volver al estado animal. Pero lo más grave es que las animaladas las hacemos con intelgencia.
A un animal lo castigamos con un periódico pero ¿A una persona como la castigamos si se mea fuera del tiesto?
Un saludo.

Negro-Cachuli 14 marzo, 2007 08:45  

Un post cojonudo y más real que las patillas kilométricas de la Pantoja.

-marsonico- 14 marzo, 2007 09:37  

Pues porque tú no has leído/visto el cuento "Snowhite" de la fantástica Ana Juan,que si no te quedabas muerto y te reafirmabas en este post. No te digo máis.

Sr_Skyzos 14 marzo, 2007 10:25  

*Burnout: El animal ataca para comer o defenderse. El ser humano lo hace por puro sadismo. Y aunque creo en la natural bondad del hombre, a veces me doy de pleno con la realidad.

*Negro: Gracias por el piropo, porque no dudo del vello de la Pantoja.

*Marsónico: Tengo varias versiones de cuentos que helarían la sangre al más pintado. ¿Te refieres al destierro de la reina con unos zapatos de hierro recién forjados? Si eso no es sadismo...

Sra. Amparo 14 marzo, 2007 14:27  

Ains, qué buenos recuerdos con los cuentos infantiles... No nos cansábamos nunca de volver a leernos una y otra vez.

Y no sólo es que en ellos siempre ganan los buenos. Es que ahora me paro a pensar si hay tantos niños que leen cuentos (o se los leen) como a nosotros hace años. Amén de los que se inventaban los padres.

Cayetana Altovoltaje 14 marzo, 2007 14:51  

En los cuentos de toda la vida, aunque ganen los buenos (no siempre, y sólo en las versiones "infantilizadas"), hay mucha verdad. COmo eso que dices tú al principio de aprender a fingir más. Así es, gana el que sabe jugar mejor las cartas que le da la vida.

Burnout. 14 marzo, 2007 15:14  

Yo siempre vuelvo a Burton: pesadilla antes de navidad, beeteljuice, la nóvia cadáver...
Prefiero el lado macabro de las cosas,me parece más real que la realidad misma.
Toda, todíta la razón tienes.
Un saludo.

Odysseus the Ithacan 14 marzo, 2007 18:01  

Por eso Carmen Martin Gaite y su Caperucita en Manhattan es lo mejor ...

La Agrado 14 marzo, 2007 23:27  

Yo no me fío de nadie que se eche gomina, es lo mejor que he aprendido de un cuento infantil.

La mayoría de los cuentos infantiles tiene una versión no infantilizada, como bienn dice Caye, en la que la historia es mucho más interesante y real. El daño que ha hecho Walt Disney...

Sr_Skyzos 15 marzo, 2007 09:53  

*Sra. Amparo: Yo era de ir con un cuento a todos sitios, como otros iban con un coche. Es más, conservo todavía el primer cuento que me regalaron, cuando todavía no tenía ni año y medio.

*Cayetana: Está el patio algo revuelto y si sabes jugar bien la partida, pues eso que ganas. El problema es que a mí se me nota todo en la cara.

*Burnout: Que no se te olvide que hay una ternura en lo macabro de Burton que es increíble. Al igual que en lo tierno de los cuentos infantiles se suele esconder una realidad más que peliaguda.

*Odysseus: Ése es de los pocos de Martín-Gaite que me queda por leer.

*La Agrado: Totalmente de acuerdo contigo respecto a Disney, que Aladino ya no se llama así, que el genio antes no era azul, que la Sirenita se moría...

MM de planetamurciano.tk 15 marzo, 2007 11:16  

Me temo ke ni sikiera los cuentos acaban bien, porke ¿ Ké fue de la Sirenita? ¿ Y del Soldadito de plomo? ¿ Y del Principe feliz? ¿ Y de los enanitos, a los ke Blancanieves dejó sin consideración?

Sr_Skyzos 15 marzo, 2007 11:41  

Ok, te has ido a coger los de Andersen (y el de Wilde) que acaban como el rosario de la aurora. Y lo de los enanitos... pues que nunca llueve a gusto de todos. Que vuelvan a beneficiarse a Mudito como hacían antes...

la pequeña tortuga 15 marzo, 2007 15:10  

Lo del fijador m'a llegao. Creo que nunca caeré en las garras de un lobo con fijador (creo, insisto)

Por lo demás, ya me gustaría a mí poder fingir más, ya....

Sr_Skyzos 15 marzo, 2007 23:43  

Bienvenida Pequeña Tortuga... Tú vigila que si no es un lobo con fijador, será su primo lejano el de las rastas...

Lo de fingir, termina siendo un escudo de defensa.

coxis 18 marzo, 2007 10:14  

en muchos momentos hay que fingir más y no mostrar lo que se siente...

Mmm... Maléfica... cómo me pone... arrrfffff

Sr_Skyzos 19 marzo, 2007 09:52  

¿Por qué las primeras malvadas de Disney parecían unas drag queen?



Aeroguatutú, que se llama "aero" porque vuela, "gua" por que va por el agua y "tutú" porque, cuando rueda por la carretera, hace "tú...tú..."


Boy Lornsen.


{elaeroguatutu@hotmail.com}